Home / Noticias / Declararon culpable de lesiones graves al hombre que baleó a un Policía Federal
culpable

Declararon culpable de lesiones graves al hombre que baleó a un Policía Federal

Un tribunal integrado por los jueces Carina Álvarez, Cristian Piana y Laura Barbé declaró responsable a Horacio Silveira Marquéz por los delitos de lesiones graves doblemente agravadas por ser cometidas contra un policía y por el uso de arma de fuego, en concurso ideal con resistencia a la autoridad. Se trata del hombre que disparó e hirió de bala a un efectivo de la Policía Federal durante un allanamiento que se realizó el pasado 10 de septiembre en Neuquén, en una causa nacional por robo organizado.

De esta manera los jueces optaron por una calificación legal menos gravosa de la que había planteado la fiscal Sandra Ruixo y el abogado que representó a la querella Lucas Castelli, quienes lo acusaron por tentativa de homicidio doblemente agravado en concurso ideal con resistencia a la autoridad, en concurso real con tenencia ilegítima de arma de fuego de guerra de uso civil condicional, todo el calidad de autor.

La abogada particular del imputado, Melina Pozzer, explicó a este medio que además el tribunal absolvió al imputado por la tenencia ilegal de un arma de guerra. Luego los jueces resolvieron prorrogar las medidas cautelares contra el ahora responsable por un plazo de tres meses. Silveira Márquez llegó a juicio con prisión domiciliaria y con una tobillera electrónica. La letrada anticipó que impugnarán esta prórroga.

El hecho que le endilgaron al imputado fue que el 10 de septiembre disparó contra un miembro de la Policía Federal, Marcos Condinanzo, durante un allanamiento que se realizó en la vivienda en que se encontraba alojado el imputado junto a otros familiares en la calle Planas de Neuquén.
La hipótesis de los acusadores sostenía que el hombre repelió el procedimiento disparando un arma calibre 38 que le provocó una herida a uno de los policías en el brazo. Desde la fuerza de seguridad siempre esgrimieron que el procedimiento estuvo bien hecho y que los habitantes del domicilio sabían lo que ocurría porque los efectivos gritaron en reiteradas oportunidades que se trataba de un allanamiento.

En tanto la defensa ofreció una teoría distinta y cuestionó que el procedimiento se realizó antes de que salga el sol, como lo indica la ley. Para ello presentaron las planillas de atención médica del policía herido y justificaron que recibió las curaciones antes de que salga el sol. En ese contexto fundamentaron que Silveira Márquez nunca supo que ocurría en el domicilio y que disparó porque un familiar le había manifestado que estaban ingresando a robar al domicilio, por otro lado plantearon que el lugar estaba totalmente a oscuras y que el imputado no vio a quien le disparaba.

Fuente: Diario RN

Comentarios